Mejora tu Salud

Articulos y consejos para mejorar su salud

Salud

Qué saber sobre la artritis reumatoide en el hombro

La artritis reumatoide (AR) es una enfermedad autoinmune en la que el cuerpo ataca por error sus propias articulaciones, lo que provoca dolor en las zonas afectadas. Los síntomas de la AR difieren de los de otros tipos de artritis, por lo que existen requisitos especiales para su diagnóstico y tratamiento.

La AR es una enfermedad que comúnmente afecta las articulaciones de las manos, las muñecas y las rodillas. Las articulaciones afectadas se inflaman, lo que provoca un dolor intenso a medida que la enfermedad empeora.

Las opciones de tratamiento para la AR dependen de los síntomas. En algunos casos, los médicos pueden recomendar tratamientos no quirúrgicos, como fisioterapia y ejercicios, mientras que en otros pueden sugerir cirugía.

Obtenga información sobre las causas de la AR y las diferentes formas de tratarla.

¿Qué es la AR y qué la causa?

Compartir en Pinterest
Imágenes de Alex Treadway/Getty

La AR es una enfermedad autoinmune, lo que significa que el sistema inmunitario ataca otras áreas del cuerpo. En la AR, esto provoca inflamación y dolor en las articulaciones, incluidas las de las manos, las rodillas y las muñecas.

El daño que causa la AR conduce al desgaste del cartílago óseo. La AR es una enfermedad simétrica, lo que significa que una persona con dolor en las articulaciones del omóplato derecho también experimentará dolor en el omóplato izquierdo. Esta característica ayuda a los médicos a diferenciar la AR de otros tipos de artritis, como la osteoartritis.

Las causas exactas de la AR aún no están confirmadas. Sin embargo, los expertos saben que las personas que viven con AR sienten dolor porque su sistema inmunológico envía anticuerpos para atacar el revestimiento sinovial de sus huesos. Los anticuerpos liberan sustancias químicas que dañan el cartílago y los tendones y ligamentos.

Un retraso en el tratamiento de la AR puede provocar la destrucción de la articulación y la discapacidad funcional.

Síntomas de la AR en el hombro

La AR es una enfermedad inflamatoria que afecta las articulaciones del cuerpo. Las personas que viven con AR experimentan períodos alternos de remisión, durante los cuales el dolor se reduce y empeora cuando el dolor es intenso.

Las áreas comunes de ataque incluyen las articulaciones de las manos, las rodillas y los tobillos. Sin embargo, puede afectar otros tejidos y órganos del cuerpo, incluidos el corazón, los pulmones y los ojos.

Cuando la AR afecta los hombros, los síntomas pueden incluir:

  • dolor y rigidez en el hombro
  • sensibilidad e hinchazón de las articulaciones de los hombros
  • dolor articular bilateral
  • articulaciones deformadas
  • fatiga
  • fiebre baja
  • pérdida de apetito
  • debilidad

Los síntomas pueden ser leves o severos, pero es mejor no ignorarlos de ninguna manera. Notificar a un médico sobre cualquier síntoma temprano ayudará a tratar y controlar la AR con prontitud.

diagnóstico

El dolor en el hombro es el síntoma principal de la artritis del hombro y puede variar entre las personas. Mientras que algunas personas pueden sentir un dolor profundo en la articulación del hombro, otras pueden sentir un dolor que se extiende hasta el cuello.

Además del dolor, los síntomas pueden incluir la incapacidad para mover los omóplatos. Las personas con lesiones en el hombro o dolores persistentes que no se resuelven deben hablar con un médico. Verificarán si hay alguna obstrucción al movimiento y le preguntarán a la persona si siente dolor al mover el hombro.

Después del examen, el médico usará rayos X para revisar los huesos y ver si se han producido cambios inusuales. Para confirmar un diagnóstico de AR, el médico administrará una inyección de esteroides en la articulación afectada. Si la persona tiene AR, este tratamiento debería reducir o eliminar el dolor a corto plazo.

tratos

Es posible tratar la artritis del hombro. Un médico puede trabajar con una persona para crear un plan de tratamiento que probablemente sea efectivo para ella según sus síntomas y preferencias. Las opciones de tratamiento no quirúrgico pueden incluir:

  • ejercicios de fisioterapia para mejorar el movimiento en el hombro
  • terapia de calor o frío, que consiste en calentar o aplicar hielo en el área afectada durante 20 a 30 minutos a la vez
  • mantener una dieta rica en nutrientes que sea baja en azúcar y grasas saturadas y trans, ya que pueden exacerbar la inflamación y los síntomas de la artritis
  • medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE), como la aspirina o el ibuprofeno, que pueden ayudar a reducir la inflamación y el dolor
  • medicamentos antirreumáticos modificadores de la enfermedad, como el metotrexato
  • inyecciones de corticosteroides, como cortisona, que los médicos administran directamente en el hombro para reducir la inflamación y el dolor a corto plazo

Los tratamientos quirúrgicos que los médicos pueden recomendar para la artritis del hombro incluyen:

  • Artroscopia: Durante este procedimiento, el cirujano hará una pequeña incisión e insertará una pequeña cámara en la articulación. Esta cámara los guiará mientras usan instrumentos quirúrgicos en miniatura para limpiar el interior de la articulación.
  • Cirugía de reemplazo articular: El reemplazo articular del hombro, también llamado artroplastia, consiste en reemplazar las partes dañadas del hombro con una prótesis articular artificial.
  • Artroplastia de resección: Después de probar todas las demás opciones reconstructivas, un médico puede recomendar este procedimiento como último recurso. El cirujano deberá retirar los implantes protésicos, ya sea debido a una infección o una cirugía fallida.

Otras posibles causas del dolor de hombro

Muchas condiciones y factores pueden causar o contribuir al dolor de hombro. Además de la artritis, estos incluyen:

  • Desgarro de tendón: Estos desgarros pueden eliminar parcial o completamente el tendón del hueso. En el caso de un desgarro completo, el tendón se desprende del hueso.
  • Inestabilidad: La inestabilidad del hombro surge cuando una lesión o el uso excesivo de la articulación provoca la extracción forzosa de la cabeza del hueso del brazo superior de su cavidad.
  • vulneración: El pinzamiento del hombro se produce cuando la parte superior del omóplato presiona los tejidos blandos subyacentes a medida que el brazo se aleja del cuerpo.
  • fractura: Las fracturas de hombro pueden afectar la clavícula, el hueso de la parte superior del brazo o el omóplato. A menudo causan dolor intenso, hinchazón y hematomas alrededor del hombro.

Resumen

La artritis reumatoide en el hombro es tratable, pero solo cuando el tratamiento comienza temprano. Lo mejor es no ignorar ningún síntoma de la artritis.

Buscar un diagnóstico de un médico es el primer paso para controlar y tratar la AR en el hombro.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *