Mejora tu Salud

Articulos y consejos para mejorar su salud

Salud

Dolor de cabeza en niños: qué saber

El dolor de cabeza es una queja frecuente entre los niños, pero generalmente es leve y generalmente no es grave. Sin embargo, los dolores de cabeza recurrentes pueden afectar el comportamiento de un niño y pueden impedirle realizar sus actividades diarias.

Uno de cada cinco niños estadounidenses en edad escolar es propenso a tener dolores de cabeza. Antes de la pubertad, los dolores de cabeza son más comunes en los niños y después de la pubertad, son más comunes en las niñas.

Los dolores de cabeza pueden molestar a los niños y causar una preocupación indebida a los padres o cuidadores. Sin embargo, la mayoría de los dolores de cabeza son leves y desaparecen en unas pocas horas. Menos del 5% de los dolores de cabeza se deben a condiciones severas.

Este artículo analiza los dolores de cabeza en los niños, los síntomas y cuándo consultar con un médico.

tipos de dolor de cabeza

Compartir en Pinterest
Amanda Worrall/Stocksy

Los adultos y los niños suelen experimentar los mismos tipos de dolor de cabeza, pero pueden experimentarlos de manera diferente.

La Sociedad Internacional de Dolor de Cabeza (IHS) clasifica los dolores de cabeza en dos categorías: primarios y secundarios. Los dolores de cabeza primarios no tienen una causa conocida, mientras que los dolores de cabeza secundarios son el resultado de otra afección.

Las cefaleas primarias constituyen del 21,8 al 66,3 % de las cefaleas en los niños que reciben atención en la sala de urgencias. A continuación, analizamos algunos dolores de cabeza primarios comunes en los niños.

Cefalea tensional

El dolor de cabeza tensional es el tipo más común de dolor de cabeza en los niños. Generalmente es leve y ocurre cuando los músculos del cuello y el cuero cabelludo se contraen en respuesta al estrés y la ansiedad. Los síntomas incluyen:

  • dolor sordo, similar a una presión
  • dolor que puede empeorar en el cuero cabelludo, las sienes, los hombros y la nuca
  • dolor que se presenta en toda la cabeza
  • dolor que puede empeorar con el estrés, el deslumbramiento, el ruido y la fatiga

migrañas

Por poco 1 de cada 10 niños tiene dolores de cabeza recurrentes debido a la migraña. Es menos común que la cefalea tensional, pero es más grave. La migraña tiende a reaparecer, persistir y ser hereditaria.

Los síntomas de la migraña incluyen:

  • dolor punzante o pulsátil, en un lado de la cabeza o en ambos lados pero con un lado más doloroso
  • dolor que empeora con la actividad
  • náuseas y vómitos
  • alteraciones visuales
  • irritabilidad
  • llorando
  • inquietud
  • agitación
  • dolor abdominal

Terrible dolor de cabeza

Las cefaleas en racimos son poco común en niños menores de 10 años, y los hombres son tres veces más probable verse afectados que las mujeres. Estos dolores de cabeza ocurren en episodios repetidos de dolor que afecta un lado de la cabeza, detrás del ojo. pueden durar 15-180 minutos y puede ocurrir hasta ocho veces al día.

Otros síntomas incluyen:

  • nariz tapada o congestión
  • nariz que moquea
  • párpados caídos
  • pupilas estrechas o contraídas
  • dolor de ojo

causa

La causa exacta de la mayoría de los dolores de cabeza por tensión y migraña en los niños no está clara, pero los expertos en salud creen que ocurren debido a cambios en la química del cerebro y al envejecimiento de los nervios y los vasos sanguíneos. Estos cambios pueden causar señales de dolor que resultan en dolor de cabeza.

Ver televisión y usar dispositivos digitales durante períodos prolongados puede empeorar el dolor de cabeza, posiblemente debido al brillo de la pantalla o a las dificultades de postura. A estudios 2021 señaló que limitar el tiempo de pantalla puede ser importante para reducir los síntomas del dolor de cabeza.

El IHS tiene una extensa lista de condiciones que pueden causar dolores de cabeza. Los traumatismos en el cerebro, la cabeza o el cuello, las infecciones y los problemas en la boca, los ojos, los oídos y la nariz pueden causar dolores de cabeza.

Otras posibles causas de dolores de cabeza incluyen:

  • deshidración
  • saltarse las comidas
  • demasiado o muy poco sueño
  • cambios en los patrones de sueño
  • ciertos medicamentos
  • cambios hormonales, como la menstruación
  • de fumar
  • olores fuertes
  • perturbaciones de luz y sonido
  • ciertos alimentos y bebidas, como el alcohol, los chocolates y la cafeína

Cuándo contactar a un médico

En casos raros, un niño puede experimentar dolores de cabeza debido a una afección subyacente grave, como:

  • meningitis
  • tumor cerebral
  • absceso
  • daño cerebral
  • hidrocefalia
  • hemorragia
  • encefalitis

Las personas deben llevar inmediatamente a un niño al departamento de emergencias si un dolor de cabeza sigue a una lesión en la cabeza o si se presentan los siguientes síntomas:

  • pérdida de coordinación muscular, también conocida como ataxia
  • convulsiones
  • rigidez de nuca
  • irregularidades visuales
  • confusión
  • estar menos alerta o tener mucho sueño
  • vómitos persistentes
  • fiebre alta
  • presión arterial, respiración o pulso atípicos
  • dificultad para hablar
  • entumecimiento u hormigueo

Además, una persona debe póngase en contacto con un médico si un dolor de cabeza:

  • ocurre más de una vez a la semana
  • vuelve o empeora
  • es peor por la mañana
  • interrumpe el desempeño de las actividades diarias del niño en el hogar, la escuela y en otros entornos

diagnóstico

El médico de un niño los requerirá. historial médico y probablemente hará preguntas sobre los dolores de cabeza para comprender qué los puede estar causando. Pueden preguntar sobre:

  • la frecuencia y la gravedad de los dolores de cabeza
  • cuando empezaron los primeros dolores de cabeza
  • cualquier patrón o disparadores notables
  • la dieta, las rutinas y los patrones de sueño de un niño
  • alergias, medicamentos y cualquier otra condición médica
  • cualquier historial familiar de dolores de cabeza
  • cualquier lesión o caída reciente

También pueden buscar posibles desencadenantes y pedirle a una persona que lleve un diario de dolor de cabeza donde ellos o su hijo puedan registrar las actividades, la frecuencia y la gravedad de los dolores de cabeza.

Los médicos o profesionales de la salud realizarán un examen físico y un examen neurológico para detectar cualquier problema con la sensibilidad, el movimiento y la coordinación del niño. También pueden solicitar pruebas de sangre y de imágenes, como una tomografía computarizada o una resonancia magnética. Si un niño presenta convulsiones, el médico también puede solicitar un EEG.

Si se presentan otros síntomas, el médico de un niño también puede solicitar una consulta con otros especialistas, como neurólogos pediátricos, oftalmólogos, psicólogos o especialistas en oído, nariz y garganta.

tratos

El tratamiento de un dolor de cabeza depende de su causa. Ajustar elementos, como el ejercicio, la dieta y el sueño, y evitar los desencadenantes puede ayudar.

Si los dolores de cabeza ocurren sin otros síntomas, simplemente remedios puede incluir:

  • acostado en una habitación tranquila y fresca
  • ejercicios de relajación y respiración
  • colocando una compresa fría o tibia en la frente

Tratamiento de las cefaleas tensionales en niños

Para los dolores de cabeza por tensión, descansar en casa, tomar una siesta, comer comidas balanceadas y los analgésicos de venta libre (OTC, por sus siglas en inglés) pueden ayudar a un niño con sus síntomas.

Sin embargo, los padres y cuidadores deben limitar la administración de medicamentos de venta libre a no más de tres veces por semana para evitar los dolores de cabeza por uso excesivo de medicamentos, también conocidos como dolores de cabeza de rebote.

Los médicos también pueden recomendar tratamientos no farmacológicos para los dolores de cabeza por tensión y la migraña. Éstos incluyen:

  • ejercicios de respiracion profunda
  • relajación muscular progresiva
  • yoga
  • asesoramiento
  • biorretroalimentación

Tratamiento de la migraña en niños

Los médicos pueden recetar medicamentos a niños con frecuentes episodios de migraña. Estos medicamentos se dividen en dos categorías:

Medicamentos abortivos Estos medicamentos tienen como objetivo reducir o detener los síntomas de la migraña a medida que se presentan. En algunos casos, los médicos pueden recetarlos incluso cuando los ataques de migraña no son frecuentes.
Medicamentos preventivos Una persona toma estos medicamentos diariamente para evitar que ocurra la migraña. El medicamento tiene como objetivo reducir la angustia, la frecuencia y la gravedad de los episodios de migraña. Sin embargo, los médicos generalmente solo recetan este medicamento a niños con dolores de cabeza intensos y frecuentes.

Resumen

La mayoría de los dolores de cabeza que experimentan los niños son autolimitados y desaparecen después de un descanso suficiente o con remedios caseros. Algunos niños superan los dolores de cabeza, pero pueden regresar más adelante en la vida, mientras que otros persisten hasta la edad adulta.

La educación adecuada, las adaptaciones del estilo de vida, evitar los desencadenantes y una comunicación cercana con un médico o profesional de la salud pueden ayudar a los niños con dolores de cabeza persistentes a continuar con sus actividades cotidianas.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *